¿Sabes cuánta energía consume un centro de procesamiento de datos?

puesta en marcha data center
 
  • Redactado por

    Aggreko Iberia

  • Publicado en

 

 

La respuesta es mucha, muchísima. Esta dependencia energética hace que la construcción de este tipo de instalaciones requiera de una previsión y planificación concienzuda. ¿Estamos seguros de que el emplazamiento donde se construirá el CPD dispone de un suministro eléctrico adecuado? ¿Qué pasa si no hay un plan para actualizar la red a corto plazo? ¿Qué significará esto para la construcción del CPD? ¿En qué forma incidirá sobre el presupuesto y el calendario?

Uno de los principales retos antes de su construcción y puesta en marcha, es la de acertar a la hora de elegir el emplazamiento idóneo para que puedan desarrollar su actividad de forma óptima y sin contratiempos. Uno factor decisivo a la hora de elegir ubicación, pasa por un suministro eléctrico adecuado, capaz para alimentar y enfriar las instalaciones y satisfacer la alta demanda energética que requieren estas instalaciones. Porque si algo requieren estas instalaciones, es de una fuente de energía y control de temperatura estable.

Las necesidades de los centros de datos

La vida tal y como la conocemos no podría existir sin los Data Center. Mantienen sistemas de comunicación activos y una gran cantidad de servicios digitales funcionando sin problemas. Este factor ha hecho que en la última década su número se haya visto multiplicado por todo el mundo. Los CPD se multiplican en número, pero también en extensión. Han pasado de ser simples servidores informáticos para empresas, a auténticas mega construcciones.

Pero los problemas surgen cuando se trata de decidir dónde colocar el creciente número de instalaciones. A menudo, la infraestructura eléctrica no dispone de la suficiente capacidad para suministrar la energía necesaria. Esto provoca retrasos en la inauguración de la instalación, ya que a menudo se precisa de tiempo extra para corregir la infraestructura eléctrica.

Los centros de datos deben estar conectados lo antes posible

Las nuevas generaciones de Data Center deben estar en funcionamiento lo antes posible después de su construcción para su correcto funcionamiento. Pero para hacer esto, necesitan altos niveles de energía eléctrica, lo que se está convirtiendo en un problema creciente para los operadores de redes de distribución.

En resumidas cuentas, la demanda es demasiado alta para la energía disponible y los operadores de red a menudo se encuentran ante un problema con poco margen de maniobra.

El problema con los centros de datos

El problema del emplazamiento, combinado con los presupuestos ajustados y limitaciones de tiempo, hace que la mayoría de los contratistas se decanten por un sitio alternativo donde emplazar un centro de datos que tenga energía eléctrica "lista para usar". Sin embargo, la cantidad de ubicaciones que ya tienen la fuente de alimentación de varios megavatios lista para conectarse son escasas.

Entonces, ¿cuál es la alternativa? ¿Existe alguna manera de asegurarse de que los centros de datos estén conectados de inmediato sin tener que depender de las conexiones a la red que pueden o no soportar la carga de energía necesaria?

Lograr que los centros de datos estén conectados lo antes posible

Tradicionalmente, los contratistas que abrían nuevos centros de procesamiento de datos tenían pocas opciones ante este problema:

  • Retrasar la construcción hasta que estuviera disponible el suministro eléctrico necesario (algo que podría llevar años).
  • Programar la construcción del nuevo centro de datos para alinearlo con la fecha de enganche a la red eléctrica.
  • Utilizar generadores diésel temporales para minimizar el retraso.
  • Reducir la brecha entre la puesta en servicio y la fecha de conexión mediante el uso de generadores diésel en el sitio.

Todas estas opciones vienen con un conjunto de problemas. No sólo suponen elevados costes en caso de que el retraso en la fecha de conexión a la red eléctrica dure muchos años, sino que también puede haber demoras en el suministro de electricidad.

Los generadores diésel han sido, con mucho, la solución más popular, pero el uso continuo de este tipo de sistema es costoso y poco sostenible.

Entonces, ¿cuál es la mejor solución?

Una de las mejores formas de compensar estos retrasos es mediante la instalación de una solución temporal de generación eléctrica mediante gas. Esto permite proporcionar la potencia requerida durante la etapa de puesta en marcha, pasando por la fase de construcción, hasta que la red pueda comenzar a suministrar la cantidad de electricidad necesaria.

En los últimos años, el desarrollo de la tecnología de generación de gas, ha hecho que se convierta en una alternativa viable a las soluciones diésel.

Este nuevo avance significa que la energía de gas temporal pueden ser un complemento cuando las redes eléctricas no pueden satisfacer la demanda, pero son mucho más sostenibles y rentables que sus homólogos de diésel. Estas soluciones de energía a gas han experimentado avances tan grandes que a menudo son una fuente de energía más económica que las redes eléctricas para proyectos a largo plazo.

Solicitar información sobre equipos de gas

 

Artículos relacionados:

Refrigeración temporal para Data Center

 

CONTACTOS CLAVE